La recogida selectiva de materia orgánica registra resultados positivos en los barrios de Campanar y San Pablo

La concejala de Gestión de Residuos Sólidos del Ayuntamiento de València, Pilar Soriano, ha valorado positivamente los resultados de la recogida selectiva de residuos orgánicos domiciliarios en los barrios de Campanar y Sant Pau durante el primer mes desde que se ampliara en esta zona de la ciudad el proyecto piloto comenzado en su momento en Benimaclet y Sant Marcel·lí.

En total, la cantidad de residuos orgánicos recogidos en el distrito de Campanar entre los pasados 2 de octubre y 5 de noviembre asciende a 48.690 Kg, cifra que equivale a un 10,37% de la generación total de residuos de la fracción resto. Es decir, que más de un kilo por cada 10 de residuos que hasta ahora se lanzaban al contenedor gris, en este mes de funcionamiento se ha lanzado a los contenedores marrones.

Soriano ha explicado que estos resultados son muy parecidos a los conseguidos en Benimaclet y Sant Marcel·lí, donde se obtuvieron un 9,46 por ciento y un 11,34 por ciento de rendimiento, respectivamente, durante el primer mes de la puesta en marcha del proyecto piloto de recogida selectiva de residuos orgánicos domiciliarios.

Por otro lado, estos resultados también van en la misma línea que los conseguidos durante las primeras semanas de funcionamiento de los contenedores marrones en ciudades líderes en esta cuestión, como por ejemplo Barcelona. “Hay que agradecer a la ciudadanía la buena acogida de este proyecto impulsado por el Govern de la Nau para hacer de València una ciudad más sostenible y acercarla a los parámetros definidos por las normativas europeas”, ha explicado Soriano.

Arxivat en: 2017, Ajuntament, Pere Fuset, Residuos Sólidos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *