El Ayuntamiento lanza una campaña para combatir el odio en las redes sociales

La concejala e Igualdad y Políticas Inclusivas, Isabel Lozano, ha presentado hoy la campaña «¡Contrólate en las redes!» para combatir el crecimiento del fenómeno de los discursos de odio en las redes sociales. La campaña se ha puesto en marcha en una acción a través de las redes sociales y los medios de comunicación con la etiqueta #VLCvsODI para sensibilizar sobre los mensajes discriminatorios en las redes sociales. También se ha colocado cartelería en el mobiliario urbano de la ciudad.

Isabel Lozano ha dicho que «con esta campaña comenzamos toda una serie de acciones para reflexionar junto a la ciudadanía sobre el papel de las redes como espacios donde se están generando cada vez más discursos que, en algunos casos, pueden ser constitutivos de delito de odio. Hemos de tener claro que la libertad de expresión no es un cheque en blanco, y que acaba cuando empieza la humillación o el desprecio hacia una persona o grupo de personas por el hecho de tener unas determinadas características o condiciones. Suele tratarse de colectivos vulnerables que sufren diferentes grados de discriminación o desigualdad social».

Con esta campaña el Ayuntamiento de Valencia apela a la responsabilidad de los propios usuarios y usuarias para evitar mensajes que incomodan y resultan insultantes, manipuladores, falsamente informativos en torno a la diversidad. La «viralidad» de esos entornos digitales hace que los mensajes discriminatorios se puedan propagar con mucha rapidez, a menudo de forma impulsiva y sin reflexionar  sobre su contenido o veracidad. Si el mensaje contiene expresiones que promuevan, justifiquen o inciten al odio, la violencia y la discriminación por motivos de ideología, religión o creencias, situación socio-económica, etnia, origen, sexo, orientación o identidad sexual, género, enfermedad o discapacidad, se podrían denunciar.

Así, Lozano ha explicado que la futura Oficina por la no discriminación, que comenzará a funcionar el próximo año, continuará con esta tarea de sensibilización, de observatorio, atención y acompañamiento a las posibles víctimas de delitos de odio de la ciudad de Valencia.

La campaña incide en que los grupos vulnerables al odio suelen incluir personas solicitantes de asilo y refugiadas, personas migrantes, personas negras, las comunidades judías y musulmanas, las persones gitanas y otras comunidades religiosas, históricas, étnicas y lingüísticas minoritarias, y las personas LGBTI.

Además de estos grupos, se destaca también que las mujeres, las personas sin recursos, los menores y jóvenes pertenecientes a estos grupos, así como las personas con diversidad funcional, son especialmente vulnerables al odio. La campaña, por lo tanto, va dirigida a combatir aspectos como la gitanofobia, el antisemitismo, la aporofobia, la islamofobia, la LGTBIfobia, el racismo, el sexismo o la xenofobia.

«Es muy importante que todas y todos seamos conscientes de que, con aquello que decimos o que apoyamos, podemos estar contribuyendo a mejorar o a perjudicar la convivencia, la cohesión social y la igualdad de oportunidades, valores que, en definitiva, definen nuestro sistema democrático», ha concluido Lozano.

 

Arxivat en: 2018, Ajuntament, Igualdad, Isabel Lozano, Políticas Inclusivas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *